VIRGEN DE LA PURIFICACION (CANDELARIA) ORACION PARA CASOS DESESPERADOS

Oh Reina y Madre de la Purificación,
Virgen María llena de gracia
que fuiste Madre por obra de Espíritu Santo

conservando tu virginidad,
y, para darnos ejemplo de entrega y humildad,

de obediencia a la Ley y voluntad de Dios,
después de ser Madre, fuiste al templo para purificarte
al mismo tiempo que presentaste al Divino Niño Jesús

como tu muy amado Hijo primogénito para consagrarlo,
y allí fue reconocido como verdadero Mesías,
Luz de las naciones y Gloria de Israel.

Pide por nosotros a tu Hijo, nuestro Salvador y Redentor
para que ilumine nuestras nuestros pasos hoy y siempre
y nos haga dignos de admitirnos un día
en el Templo de la Gloria.

Virgen Santísima, madre nuestra y protectora,
Nuestra Señora de la Purificación,
queremos honrarte y venerarte como mereces;

acudimos a ti con sencillez y gran confianza
para darte nuestras mas sinceras gracias
por ser Tú amable Señora quien nos llena de Luz Divina
y nos levanta el ánimo cuando padecemos.

Oh soberana Reina, Madre Santa de Dios,
llegamos penitentes implorando tu clemencia
y porque eres buena, Pura y compasiva,
te pedimos con inmensa devoción y reverencia

que endulces nuestras penas y tristezas,
llénanos de bendiciones, llénanos de beneficios,

apiádate de nuestros sufrimientos
y muéstrate propicia a todos los que te invocamos
para que nos veamos libres de lo que nos hace padecer.

Nuestra Señora de la Purificación,
lumbre del Cielo y aurora resplandeciente nuestra,
bondadosa Madre de misericordia
que en una mano sostienes al Niñito Dios
y en la otra llevas una candela prendida
para figurar a Cristo como Luz del mundo

Tú que eres abogada en los casos desesperados
sé nuestra poderosa mediadora ante el Altísimo

para que alcancemos sus beneficios
y veamos cumplidos nuestros ruegos y pedidos,

sobre todo solicita asistencia para que seamos auxiliados
en tan desesperada y difícil situación:

(decir el problema y lo que se quiere conseguir)

Comments

comments

Compartir