Sé un buen padre con estos consejos del papa Francisco

Los niños cuyos padres están muy implicados con ellos de una manera positiva, se llevan mejor en la escuela, son menos propensos a tener actos de delincuencia, alcanzan niveles más altos de seguridad, confianza en sí mismos, educación y autosuficiencia y finalmente demuestran un mejor bienestar psicológico.

Entre uno de los verdaderos significados de ser un buen padre, tenemos algunas cosas: enseñar a su hijo a amar a Dios por sobre todas las cosas, protege y previene a sus hijos de los peligros, tanto físico como espiritual, le enseña a ser generoso y dar con completo desinterés, etc…

Por ello a continuación les compartimos unos consejos del papa Francisco para llegar a ser un buen padre:

  • Para ser un buen padre, lo primero es estar presente en la familia.
  • Un buen padre debe estar cerca de la esposa, para compartir todo, alegrías y tristezas, esperanzas y esfuerzos.
  • Un buen padre debe estar cerca de los hijos mientras crecen: cuando juegan y cuando se esfuerzan, cuando están alegres y cuando están angustiados, cuando se expresan y cuando callan, cuando se atreven, y cuando tienen miedo, cuando dan un paso en falso y cuando encuentran su camino.