Estados Unidos: Marcha por la Mujer retira a feministas provida del evento

La organización provida New Wave Feminists ha sido retirada de la lista oficial de patrocinadores de la Marcha por la Mujer que se realizará el sábado 21 de enero en Washington, Estados Unidos, y que tendrá como directriz principal el apoyo al aborto.

Para la presidenta de New Wave Feminists, Destiny Herndon-De La Rosa, esta decisión se debe a que “hubo mucha presión para no afiliarse con los grupos provida, lo cual es desafortunado”.

 

En un video publicado este lunes en Facebook, Herndon-De La Rosa explicó los motivos por los cuales fueron retiradas de esa lista y especuló que uno de estos fue por una reacción negativa de los medios de comunicación tras la publicación de un artículo diario The Atlantic ese mismo día en la mañana.

El artículo destaca la participación de New Wave Feminists y de otros grupos provida en la Marcha Por la Mujer. Además, lo que llamó la atención es que hayan decidido participar luego de que la Marcha por la Mujer publicó una lista de objetivos para esta manifestación, que incluían “el acceso abierto a un aborto seguro, legal y asequible y el control de la natalidad para todas las personas”.

En la tarde del lunes 16, tras la publicación del artículo, New Wave Feminists fue borrado de la lista de patrocinadores.

Según indicó The Atlantic, los organizadores de la marcha no concebían el evento como una protesta anti-Donald Trump, ya que se realizará un día después de que este asuma la presidencia. Sin embargo, el co presidente de Marcha por la Mujer, Bob Bland, dijo que la marcha quiere “enviar un mensaje atrevido” apoyar una gran variedad de gente, particularmente los criticados durante el ciclo electoral de 2016.

Por otro lado, antes de eliminar de la lista a New Wave Feminists, Bland había dicho a The Atlantic que estaban dispuestos a acoger a mujeres de todo tipo de creencias y realidades, particularmente “las voces que han sido marginadas o silenciadas”.

También dijo que la naturaleza interseccional del evento y la inclusión de diferentes perspectivas del feminismo era valioso y que eran el “futuro” del movimiento feminista. “No solo hablamos del feminismo como una caso, como el acceso al cuidado reproductivo”.

Tras retirar a New Wave Feminists, Marcha por la Mujer publicó un comunicado diciendo que el evento es proaborto y que los organizadores “buscan marchar en nombre de quienes comparten la visión de que la mujer debe tener derecho a sus propias opciones reproductivas”.

“La organización anti aborto en cuestión no es aliada de de la Marcha por la Mujer en Washington. Nos disculpamos por este error”, señalan.

Entre las más de 100 organizaciones que se postularon para ser asociados de la marcha está la trasnacional del aborto Planned Parenthood.

Blando dijo a The Atlantic que la participación de Planned Parenthood era obvia por su apoyo al cuidado de salud y porque “uno de los retos que enfrentarán las mujeres en la próxima administración es el acceso a los cuidados reproductivos”.

Destiny Herndon-De La Rosa dijo que lo ocurrido, lejos de cambiar sus creencias provida y su identidad como feministas, no ha cambiado su decisión de ir a la marcha.

“Estaremos allí si somos patrocinadores oficiales o no”, resaltó.