Emotiva estatua de un Ángel de la Guarda llorando sobre la cuna de un niño abortado a quien él tenia asignado Custodiar.

“monumento en un cementerio en Canadá por los niños abortados”

Recemos por todos los niños que son abortados cada día en el mundo:

Señor Jesús, perdónanos Señor, nos has dado el regalo mas grande que es la vida, nos has hecho fértiles para dar vida.

Señor hay muchos enemigos de la vida, pero tú Señor ayúdanos a combatir y triunfar a favor de la vida.

Tu eres el dueño de la vida, en tus manos esta todo, te pido que toques los corazones de aquellos que quieren abortar.

Oh Dios, tantos niños abortado, ten misericordia de nosotros, muchos niños que se les impidió nacer, muchos pudieron haber sido santos, muchos destinados a cambiar este mundo lleno de maldad.

Te lo pedimos Señor.

Compartir